El mundo de las sillas de oficina

Si estamos pensando en adquirir unas buenas sillas de oficina debemos tener bien claros algunos aspectos, debido a que es un elemento fundamental para el trabajo y que supone una gran inversión.

Consideramos que una buena silla de oficina es aquella que es ergonómica, es decir, que se adapta a nuestra espalda  y  que nos permite estar cómodos y en buena posición mientras trabajamos. Por tanto, dentro de las características de una buena silla  es imprescindible que cuenten con lo siguiente:

  • El relleno tanto del asiento como del respaldo debe ser indeformable para evitar malas posturas, y el material del que estén forradas de tejido transpirable. Aunque el cuero es muy elegante no es el más indicado.


  • Regulación de la altura del asiento de manera que nuestros pies toquen el suelo y las piernas y los brazos horizontales a la mesa de trabajo.


  • El respaldo debe contar con soporte lumbar para que nos permita sentarnos manteniendo la espalda en una posición correcta, además de ser regulable hacia adelante o atrás.


  • Muy importante es también que cuente con apoyabrazos, de manera que nos permita descansar los brazos mientras descansamos un rato.

 

Un ejemplo de las mejores sillas del mercado son:

 

La Xten de Pininfarina: Destaca por tener un soporte lumbar con auto posicionamiento anatómico, entre otras muchas características.

La Spina de Nakamura: Esta nos ofrece, además de diversas comodidades, un bloqueo de la reclinación y brazos de altura ajustable.

La Skill de Massimo Costaglia Design: Su diseño nos ofrece un soporte inmejorable y una absoluta libertad de movimiento.

La Integra de Massimo Costaglia Design: Que nos aporta el ajustarse de acuerdo con las necesidades de la persona que la use de forma muy sencilla.

 

Imagen y fuente | mueblescook- sillas-outlet.com

 

Añadir a favoritos el permalink.

Deja un comentario